miércoles, 28 de noviembre de 2018

ADVIENTO 2018: Anunciemos con ALEGRÍA

CATEQUESIS DE ADVIENTO PARA LOS TUTORES. El Adviento de este año, en el Colegio, tendrá como slogan: ANUNCIEMOS CON ALEGRÍA. Para trasmitir a los alumnos este Tiempo de Adviento, seguiremos "Domingo a domingo" las indicaciones que vienen en la presentación. Haremos uso de las imágenes del móvil (para ESO y BACHILLERATO) y la del ángel( E.INFANTIL y E. PRIMARIA) Las imágenes y la dinámica, está tomada del siguiente enlace que podemos consultar: https://odresnuevos.es/2018/11/11/adviento-2018/

domingo, 25 de noviembre de 2018

REY DE REYES: SÓLO CON AMOR VESTIDO

 
                                  

                                        El que toca a los leprosos,
                                        el que ilumina a los ciegos,
                                        el que comparte la mesa
                                        con los que hacemos de menos (Bis)

                                       El que sale a los caminos
                                       para ir a nuestro encuentro,
                                       el que regala su vida,
                                       el que comparte su tiempo (Bis)

                                           REY DESCALZO, REY SIN TRONO,
                                           REY DE REYES, REY DE TODOS,
                                           SIN HERENCIAS, SIN TESOROS,
                                           CODO A CODO ENTRE NOSOTROS,
                                           REY MENDIGO, REY AMIGO,
                                           SÓLO CON AMOR VESTIDO (tres veces)

                                      El que conoce las leyes,
                                      pero antepone a los hombres,
                                      el que derrama sus lágrimas
                                      cuando el corazón se rompe. (Bis)

                                      El que confía en el Padre
                                      y se hace, de su Amor, testigo,
                                      el que crece con María,
                                      y nos enseña a estar. (Bis)

                                         REY DESCALZO, REY SIN TRONO,
                                         REY DE REYES, REY DE TODOS,
                                         SIN HERENCIAS, SIN TESOROS,
                                         CODO A CODO ENTRE NOSOTROS,
                                         REY MENDIGO, REY AMIGO,
                                         SÓLO CON AMOR VESTIDO, (4 veces)
                                         PARA MÍ, MAS REY QUE NUNCA
                                         ENCARNÁNDOSE EN UN NIÑO.
                                                                                               Salomé Arricibita

domingo, 21 de octubre de 2018

TÍA LUCÍA: LA HUMILDAD EN 107 AÑOS

Había nacido el 5 de noviembre de 1910. El mediodía del 16 de octubre de 2018, su vida se apagó para siempre. Pocos días le faltaban para alcanzar los 108 años. 

Sin ruido, sin estruendo, en silencio… así nos despidió tía Lucía. Con su larga vida gastada y entregada. Con sus 107 años cargados de experiencias y vivencias familiares, religiosas y sociales. Con plena salud, aunque los recuerdos ya un poco olvidados en su gastada mente, pero con su conversación y su sonrisa siempre a punto.
Gracias, tía, por tu larga vida con nosotros. Tenemos la seguridad de que ya te han sido premiadas tus fatigas, espéranos al lado del Buen Dios y de María, su Madre y Madre nuestra. A ellos te encomendamos. 

El Diario de León se hizo eco de su pérdida:

OBITUARIO LUCÍA CASTRO SUPERCENTENARIA: LA HUMILDAD EN 107 AÑOS

 “Lucía Castro nació en Santibáñez de Valdeiglesias. Llevó una vida normal, una existencia de trabajo, humildad y paciencia, como ella misma relató al periodista Emilio Gancedo con motivo de la revista conmemorativa del centenario del Diario de León, de la que fue portada precisamente por eso, por ser una tatarabuela de experiencias y cambios sociales. Lucía Castro fallecía ayer a los 107 años de edad dejando una vida que empezaba con la idea de ser monja pero que acabó convirtiéndola en una mujer dedicada a los que la rodeaban. Hoy la lloran los tres únicos hermanos que la han sobrevivido y quienes la tenían cerca. Hace dos años, Lucía pedía al mundo: «Haced el bien». No parece tanto”.

  Sus hermanos: tía Esperanza, tío Ignacio, tío Facio y todos sus sobrinos y demás familiares, sentimos con dolor su pérdida, al tiempo que agradecimiento por tantos que, desde lejos y desde cerca, estuvieron con nosotros. En la Misa de Funeral, lo expresamos así:



Tu sobrina
Anuncia Castro
fmmdp

martes, 2 de octubre de 2018

¿DÓNDE ESTÁ LA PERFECTA ALEGRÍA ?




Una vez más, Francisco de Asís nos descoloca… 
  • ¿Cómo hablar de perfecta alegría cubierto de nieve y con el frío recalado en su cuerpo? 
  • ¿Cómo decir que la perfecta alegría, se experimenta cuando los pies están embarrados y el hábito chorreando por la lluvia? 
  • ¿Acaso se puede afirmar que la perfecta alegría está en el rechazo despiadado del portero, nuestro hermano, que no nos permite la entrada? 
  • ¿O tal vez en los insultos, incluso golpes que nos arrastran por tierra, estará ahí la perfecta alegría?
  • ¿Será alegría perfecta vivir “al revés”? 
  • ¿Será fuente de felicidad, vivir siendo pobres, mansos, misericordiosos, pacíficos, pacientes…frente a la demanda de un mundo que nos quiere ricos, fuertes, poderosos, violentos, irascibles…? 
  • ¿Acaso no es este mundo “al revés” el promulgado por Jesús en las bienaventuranzas? 
Jesús y Francisco de Asís, nos zarandean y nos hacen despertar de nuestras seguridades, para dirigirnos hacia la FELICIDAD PLENA, hacia la PERFECTA ALEGRÍA. 

Esa alegría que se nutre de la paciencia agradecida en las adversidades, por amor y sólo por amor  a  Cristo. 

Escribe, Hermano León, que en eso reside la PERFECTA ALEGRÍA 
A. Castro  (fmmdp)

miércoles, 15 de noviembre de 2017

EL ADVIENTO ESTÁ LLEGANDO...¡Prepárate!, ¡Preparálo!

 
(Paciencia, el Prezi tarda unos minutos en cargar)
                    
ADVIENTO es una multitud de caminos,
                    de búsqueda y esperanza,
                    para recorrerlos a ritmo ligero siguiendo las huellas:
                           de Abraham, nuestro padre en la fe, 
                           de Jacob, enamorado, astuto y tenaz,  
                           de Moisés, conocedor de desiertos y guía de tu pueblo, 
                           de Isaías, profeta y cantor de un mundo nuevo, 
                           de Jeremías, sensible a los signos de los tiempos, 
                           de Juan Bautista, el precusor humilde y consciente, 
                           de José, el enraizado y con la vida alterada,
                           de María, creyente y embarazada, con sus ojos fijos en quien va a nacer. 

                   ADVIENTO, en nuestra vida e historia, 
                   siempre es una aventura osada 
                   que acontece en cualquier plaza, calle y encrucijada, 
                   o en el interior de nuestra casa, 
                   o en nuestras propias entrañas. 

                   ADVIENTO es tiempo y ocasión propicia  para preparar el camino: 
                             igualar lo escabroso, 
                               enderezar lo torcido, 
                                  rebajar lo pretencioso, 
                                     aventar el orgullo, 
                                          rellenar los agujeros negros, 
                                               despejar el horizonte, 
                                                   señalar las fuentes de agua fresca, 
                                                       no crear nieblas ni tormentas.
                                                           Sembrar verdad, justicia y amor  
                                                               y tener el corazón con las puertas abiertas. 

                  Te agradecemos, Señor, 
                  la reiterada presencia del ADVIENTO en nuestra vida e historia. 

                  En él, gracias a tu Espíritu y Palabra, y a nuestra humilde acogida,
                  despunta una nueva aurora.
Florentino Ulibarri

domingo, 16 de abril de 2017

FLORECE EL ALMENDRO, RESUCITA LA VIDA


Eres el árbol madrugador de sueños invernales, precursor de primaveras esperanzadas, que albergan en lo
escondido, la savia prometedora de frutos sazonados, eres el portavoz de realidades consumadas.

          Tu flor nos habla de savia pujante, de estallido de canciones, de alegre resurgir, de novedad PASCUAL. 
          Tu flor ha saboreado el secreto amoroso de quien aceptó sin entender, de quien perseveró en la prueba, de quien supo esperar en las largas noches invernales,
por eso VIENE CON FRESCURA LOZANA

          Tu flor ha pasado por el crisol del sufrir callado,
por eso VIENE CON DESLUMBRANTE HERMOSURA. 

          Tu flor ha resonado en canción cuando el fruto otoñal maduró en tu corazón para ocultarse de nuevo en el largo silencio invernal,
por eso VIENE RADIANTE DE FULGOR

          Tu flor ha entendido la profunda sabiduría de morir para vivir, desaparecer para brillar, no existir para ser, dejarse amar para ser plenificada.
por eso VIENE TRANSFORMADA

          ¡ AMIGO ALMENDRO! 
            
Me recuerdas a mi Dios, que se viste de fiesta y recorre caminos nuevos, que viene exuberante de vida y cargado de esperanzas.            

     
Mi Dios es un DIOS NUEVO:

que ha traspasado la frontera de nuestros cálculos mezquinos  en una entrega sin reservas, que ha convertido el madero de una cruz en árbol de Vida y un sepulcro vacío en promesas de futuro.

     
Mi Dios es un DIOS VIVO:

que celebra su triunfo sobre lo caduco y mortal,
que trae en sus manos un ramo de almendro,
florecido en su sazón, augurio de inmortalidad,
que ha apostado por la vida y siente desbordante
ternura por nuestro efímero barro.
     
Dios es MI DIOS:

que me invita a dar cauce a la luz,
a mover losas,
a salir del sepulcro,
a gritar en la mañana, porque... le urge vivir,
que me lleva de la mano por el desierto camino de los días,
y pone en mi corazón la esperanza cierta del almendro florecido
que me enseña en suavidad el secreto amoroso de creer,
la ilusión renovada de seguir y la fe confiada de saber que mis noches invernales,
se transformarán en mañanas primaverales de luz.

Dios es MI DIOS
que desciende a mi vida marcando ritmo nuevo, abriendo horizontes amplios.
    
¡Sí! Así es nuestro Dios.

El disipa las tinieblas y hace amanecer el DÍA, en claridad deslumbrante de LUZ.
El hace que el hombre reviva en su ser, el milagro inaudito que resucita, y entonces, este hombre en plegaria agradecida exclama:

 y en este momento, 
siente su corazón empapado de VIDA, 
y su espíritu repleto de LUZ... 

 ¿Será que también el hombre ha resucitado...? 
                                                                                                                       A. Castro